sábado, 22 de enero de 2011

Chico y Rita


Sólo le falta la música.
No era Mariscal un autor que fuera de mis preferencias. Hace años en la revista Cairo publicaba obras que me parecían carentes de chispa, de guión y de placer gráfico.
Así que me acerqué con curiosidad a esta obra que narra las vicisitudes de una pareja de cubanos en búsqueda de un amor que los enciende para posteriormente desaparecer.
Me ha parecido una novela gráfica muy entretenida, con una fortaleza de guión poderosa, una historia creíble, humana, apasionada y eterna.
Mariscal produce algunas viñetas deliciosas, con paisajes urbanos y primeros planos que provocan emociones naturales y placenteras.
En general una obra entretenida y agradable de leer que nos muestra el amor por la música y las personas.
Pues eso, sólo le falta la música.

sábado, 1 de enero de 2011

Bo 2011

Con altas dosis de alcohol en la sangre, junto con una opípara comida me siento delante del ordenador portátil, ¿para qué?. ..buena pregunta, pues sí, sólo quiero desearos feliz 2011, y ¿total?, más se perdió en Cuba.
Me sincero, me gustaría cambiar muchas cosas, y alguna de ellas lo pienso conseguir, no sé muy bien cómo pero lo lograré, eso sí, no lo pienso intentar, lo realizaré, mejor o peor, no sé cómo intentar, sí que mi motivación es de terminar aquello que desde hace muchos años me ronda la cabeza, y en ocasiones me lleva a escribir, pensar y actuar, puedo hacerlo, sí.
Esta entrada es un recordatorio de todo lo que en ocasiones nos cerramos a realizar y por engaño no consideramos que podemos concluir, nuestros deseos son parte de nosotros, y con energía y decisión pueden ser parte de nuestro pasado.
No me gustaría dejar de desear, quiero tener una meta, un horizonte soleado con montañas que lo acompañen.
Mi deseo es...tener una meta que cumplir
Feliz 2011